QUÉ SON LOS OIKOS

"Es un grupo de 5 a 15 personas reunidas regularmente con el propósito de alcanzar, establecer, discipular y enviar a otros para la obra del ministerio"

 

LOS CINCO PROPÓSITOS DE LOS OIKOS

1.- EVANGELIZAR

 

Un Oikos que no tiene vida fluyendo constantemente, con el tiempo se estanca y se muere. Por esta razón es prioridad tener vidas nuevas fluyendo como uno de los propósitos principales de los Oikos. Todo lo que se hace debe cumplir el propósito de llegar a gente nueva. Una vez que el grupo ha dejado de crecer, deja de ser un grupo emocionante.

2.- ASIMILAR

La meta de un líder de un Oikos es plantar a una persona en la iglesia y no sólo en un Oikos. El Oikos que es realmente efectivo es aquél que está sembrando continuamente a la gente en la vida de la iglesia. Por sembrar, nos referimos a tener a alguien asistiendo fielmente y sirviendo en algo en la iglesia local.

3.- CAPACITAR

El líder del Oikos debe estar siempre discipulando a sus miembros para Cristo. El enfoque está en la identificación de las fortalezas personales y, entonces, construir sobre ellas. Muchas veces los líderes ayudan con las heridas de sus miembros, pero nunca realmente se les capacitan. Esto produce cristianos sin fruto y relaciones de codependencia.

4.- PASTOREAR

Cada miembro debe recibir cuidado personal. La diferencia entre el pastoreo y la capacitación es que pastorear se enfoca más en las luchas personales de los discípulos, sus problemas y sus debilidades. Aunque queremos fortalecerles, recuerda que no podemos exhortar, confrontar y corregir a las personas correctamente si no les hemos demostrado cuidado personal primero.

5.- MULTIPLICAR

Implica el desarrollo de liderazgo. La meta de un líder es estar trabajando con alguien de modo que puedan finalmente lanzar un grupo nuevo o dejar a esa persona en su lugar mientras comienza otro nuevo.

QUÉ NO ES UN OIKOS

NO es un mini servicio de adoración

No tiene el espacio, la música, la gente o la dinámica de un Servicio de Celebración de un Domingo. Un grupo pequeño no es una réplica pequeña del Servicio de Celebración. No es un lugar donde alineamos las sillas, sentamos a las personas y les predicamos a ellos como si fuera otro servicio más

 

NO es una mini iglesia

El término significa que el “grupo pequeño” es parte de algo “más grande” y no es un fin en sí mismo. Más allá de que el líder del grupo funciona como un pastor en muchas maneras, él/ella no es el pastor y las personas no son su congregación y (en ese sentido) establecer la dirección del grupo pequeño no está dentro de los parámetros de su responsabilidad.

NO es una reunión social

Cualquier reunión que no se centra en Cristo es solo un encuentro social y no un Oikos. Los Oikos son Cristo céntricos. “Porque donde están dos o tres congregados en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos” Mateo 18:20.

 

NO es una iglesia satelital

No hay nada malo con los centros evangelísticos de esa naturaleza; sin embargo, un Oikos debe ser pequeño. La meta de los Oikos no son los números sino la intimidad. Apenas ésta se pierde, ha dejado de funcionar bíblicamente como un Oikos.

*** You must have JavaScript enabled to use this form ***